La guardia urbana garantiza el cumplimiento de las ordenanzas y los reglamentos para ayudar a tener una ciudad más cívica, en la que se cumplan las exigencias administrativas. La guardia urbana es imprescindible para evitar que se cometan faltas o delitos, y además ayudan a obtener y a proteger pruebas de delitos. Antes de conseguir trabajar como guardia urbana, hay que superar un test físico compuesto de 4 pruebas para las que se debe acudir a un preparador físico que nos asegure practicar adecuadamente los entrenamientos para guardia urbana.

Si se preparan de forma constante los entrenamientos para guardia urbana, el candidato conseguirá trabajar en un cuerpo de seguridad que ofrece la posibilidad de situarse al servicio del ciudadano, y de la propia ciudad. De esta forma se ayuda también a las personas, facilitando el desarrollo normal del tráfico, mejorando su seguridad y su fluidez. Este trabajo también permite ayudar a personas implicadas en un accidente de tráfico y fomentar la educación vial para conseguir comportamientos más respetuosos con la normativa vial.

Entrenamientos para guardia urbana

Un preparador físico ayuda a los candidatos a estos puestos a obtener los mejores resultados en los exámenes de oposiciones, gracias a la preparación mediante entrenamientos para guardia urbana. Entre las pruebas que se deben superar están la de fuerza isométrica en barra. Este ejercicio consiste en quedar, el mayor tiempo posible con los brazos flexionados y las piernas completamente extendidas pero sin tocar el suelo. La barbilla debe estar situada por encima de la barra y sin tener contacto con ella.

Los entrenamientos para guardia urbana también consisten en la preparación de tres pruebas más como son la de resistencia en carrera; la prueba de agilidad y la de fuerza máxima. Ésta última consiste en traccionar una barra desde el suelo hacia arriba, enganchada a un dinamómetro, medidor de fuerza.

Una mudanza puede convertirse en todo un problemas, por ello es reconmedable acudir a empresas especializadas que nos facilitan mucho más el trabajo a la hora de cambiarnos de casa. Una empresa de mudanzas nacionales transporta muebles y todo tipo de material de una ciudad a otra.